HISTORIA

 

Reseña Histórica

La colonización de las tierras del Partido de Merlo arranca casi desde la propia fundación de Buenos Aires en 1580, formando parte desde entonces del Pago de Las Conchas . Estas tierras conformaban una inmensa llanura surcada solo por alguna que otra senda o rastrillada y eran habitadas por tribus Pampas y Querandíes.

En 1730 se crean los primeros Pagos o Curatos en la campaña bonaerense. La existencia de una parroquia en terreno propiedad de don Francisco de Merlo determinó que se la designara parroquia interina del flamante Curato. Dicho paraje quedó comprendido en el de La Matanza y parte de Las Conchas, que abarcaba la extensa planicie comprendida entre los ríos Matanza y de las Conchas (hoy río Reconquista), llegando hacia el oeste hasta las costas del río Salado, el cual fue durante muchos años frontera natural contra el indio. Desde 1738 don Francisco Javier de Merlo gestionó la creación de un pueblo junto a la capilla, basando su pedido en el hecho de que el mismo podrá llegar a ser un importante hito para viajeros en tránsito de Buenos Aires a Chile y Perú.

Tres años más tarde, aún cuando la creación no había sido decretada, la capilla fue albergue de varias familias que huían de los malones indígenas, las que pasado el peligro se radicaron en las tierras inmediatas, cedidas a tal fin por el propio Merlo y construyeron un respetable vecindario. El 28 de agosto de 1755 don Francisco recibe la autorización legal para la fundación, en este importante Pago, de la población que denominó Villa de San Antonio del Camino, origen de nuestro progresista Partido de Merlo.

Por esos años, el pueblo de Merlo formaba parte de la primera línea de fronteras, juntamente con los de Magdalena, Morón, Villa de Luján y Areco. Años después, hacia 1770, la línea de fronteras se trasladaba hacia el Salado apareciendo poblaciones como Monte, Navarro y Lobos.

A partir de ese momento, las tierras que conformarán nuestro "Pago Marianense" serán transitadas permanentemente por españoles y criollos, milicianos, blandengues y colonos, en largas caravanas que partiendo de Buenos Aires pasaban por Morón, Merlo, para luego dirigirse hacia los fortines de Lobos y Navarro.

Pasan los años, y a comienzos de 1810 don Juan Pedro Córdoba, importante vecino de las afueras de Buenos Aires, pide a las autoridades del Cabildo que se le otorguen tierras en propiedad, por los servicios prestados al Estado durante las invasiones de los años 1806-1807. Es así como en 1819, toma posesión de una fracción de terreno, lindera con: al NO el río Las Conchas; al NE las tierras del Hospicio de Nuestra Señora de la Merced; al SO los terrenos de Villamayor (hoy Marcos Paz); y al SE terrenos de Las Temporalidades. Abarcaban estas tierras unas 8 o 9 leguas cuadradas. En 1830, doña Mercedes Córdoba, hija de don Juan Córdoba, vende al Presbítero don José Julián de Gainza y San Martín una fracción de su propiedad que limitaba con: al frente con el río Las Conchas; al fondo con las tierras de Anchorena y de Villamayor; al O los terrenos de don Gregorio Zamudio y Santos Correa; y al E con las tierras de Gómez.

Años después, en 1847, don Julián de Gainza y San Martín vende a don Antonio Cascallares, su estancia del distrito de Morón, limitaba por: el frente por el río Las Conchas; al fondo por las estancias de don Juan Ortiz de Rosas, con Nicolás Anchorena y don Vicente Villamayor; al O por las tierras del mismo Gainza y la familia Talaverán; y al E por las tierras de don Miguel Gómez.

Llegamos así al 16 de agosto del año 1909 cuando la entonces Compañía General de Tabacos, de don Juan Posse y otros, compró a doña Antonina Cascallares, una fracción de campo de unas 759 hectáreas de extensión, dentro de los siguientes linderos: por el O el camino que une Moreno con Marcos Paz; por el SO con las tierras de don Patricio Bracken; por el SE con las vías del Ferrocarril del Sud (Ramal Merlo-Lobos); por el NE con los terrenos de los señores Senillosa y Cohen.

Inmediatamente los señores Juan Posse y Cía. se proponen la fundación de una población en dicho lugar, el día 24 de agosto de 1909 registran la propiedad para luego subdividir y lotear las tierras para dicho propósito. Además resuelven premiar a los poseedores de determinado número de marquillas vacías de los antiguos cigarrillos "Mitre" con un lote y una casa de material.

Nace así nuestro pueblo, hacia fines de 1909, con la denominación de "Villa Posse", a unos escasos 40 kilómetros de la ciudad capital.

 

La Estación estaba proyectada detrás de la Rotonda (actual Constituyentes y Cnel. Salvadores)

Comienzan a poblarse de esta manera, aquellas hermosas tierras, con su espléndido y sano clima, que brindaban a los habitantes de Buenos Aires todas las ventajas de higiene, salud, vivienda económica y cercanía a las fuentes de trabajo de la gran metrópoli.

El 15 de noviembre de 1910 se inaugura el servicio público, la estación actual del Ferrocarril del Sud, que es trasladada, por pedido de la Compañía General de Tabacos, desde su antigua ubicación en el kilómetro 34 y 1/2. Como la estación llevaba el nombre de Mariano Acosta desde el año 1896 (pues anteriormente se llamó Estación Maipú y luego Coronel Suárez), todo el poblado existente tomó el nombre de aquel importante hombre público.

 

acia 1920, nuestro pueblo cuenta con unos 200 habitantes; edificaciones de material, existiendo algunos chalets y quintas donde vienen familias a veranear. Por aquellos años, las actividades propias del pueblo eran la industria lechera con la explotación del "tambo", y algunos hornos de ladrillo.

Eclesiásticamente, nuestro poblado dependía de la Parroquia de Merlo.

* Texto de: Mariano Acosta un pueblo con historia
Autor: Dr. Humberto J. Fernández

y de: Reseña Histórica de las Comunas Bonaerenses

 

Texto extraido de la pagina del C.A.S. Mariano Acosta

Imprimir Contenido

Leer más: http://www.todopatuweb.net/codigos/
GRACIAS POR TU VISITA (Eduardo Vergés)